Tips para elegir el toldo adecuado para tu hogar

toldo adecuado hogar

Ofrecer protección contra las inclemencias del clima y dar intimidad y estilo a un espacio determinado, son tres beneficios que aporta la instalación de un toldo residencial, sin embargo, existen ciertas condiciones que se deben tomar en cuenta para elegir la opción más adecuada conforme a las características de donde se vive.

Aquí te mencionamos cinco consideraciones para que tu inversión sea la adecuada:

1. Condiciones climáticas

Para lugares con fuertes vientos y lluvias es preciso no escatimar en gastos de construcción de la estructura y tipo de lona, pues esto, a la larga, saldrá más barato que estar haciendo frecuentes reparaciones o ver incluso cómo el clima destruye por completo el toldo.

Utilizar una pérgola es lo más recomendable en sitios con corrientes de aire que puedan alcanzar hasta los 70 kilómetros por hora, así como el uso de lonas resistentes y una instalación orientada a no oponer tanta resistencia al viento.

2. Color y estilo

Aunque ciertos estilos y tonalidades puedan enamorarte a primera vista desde que los ves en la tienda, considera si en verdad se apegan a las características arquitectónicas de tu hogar y a los colores de tus paredes, pues ese toldo que te encantó en un primer momento podría lucir absolutamente fuera de lugar y de mal gusto en tu casa.

Quizás te interese leer: ¿CÓMO ELEGIR EL COLOR DE TOLDO IDEAL?

3. Permiso de construcción

Antes de comprar, investiga si existe alguna restricción para colocar un toldo en el espacio donde quieres ubicarlo, puesto que a menudo debe haber un acuerdo entre vecinos, administradores de fraccionamientos o edificios, y hasta por parte del ayuntamiento, en algunos casos.

4. Función

Existen tipos de toldo adecuados a diversas finalidades, pues no es lo mismo colocar una estructura de estas para cubrir una ventana, que un toldo para jardín, una terraza, o un balcón. Si bien puede ser que compartan algunas características unos y otros, lo mejor será siempre recurrir a la ayuda de expertos para que te recomienden las opciones más acertadas y no tratar de adecuar otras que podrían no ser del todo funcionales y hasta riesgosas por no contar con la altura suficiente en varillas, no soportar ráfagas fuertes de viento, etcétera.

5. Comodidad

Aunque manejar un toldo de forma manual no es una tarea ardua, es indiscutible que la comodidad que brinda uno automatizado es superior, ya que puede operarse con un control remoto e incluso los hay que cuentan con sensores que hacen que se plieguen o extiendan según las características del clima en determinado momento.

En Toldos, somos expertos en la instalación de todo tipo de estas estructuras. Contáctanos y solicita una cotización.

Redacción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *